Diagnóstico Marihuana S01E01 ES

Pocos temas generan tanta polémica y congregan tantos defensores convencidos y opositores radicales como el uso medicinal de la marihuana. El uso terapéutico del cannabis no es sólo cuestionado por sus detractores morales, sino que vive inmerso en una guerra legal que en Estados Unidos libra estos días su última batalla. Mientras la ciudad de Los Ángeles busca la manera de cerrar estos dispensarios, Discovery MAX se adentra en el mayor dispensario del mundo de marihuana con fines terapéuticos, situado en la cercana Oakland, para conocer y entender su funcionamiento.

‘Diagnóstico Marihuana’ muestra el trabajo diario del Centro de Salud Harborside de Oakland (California), el mayor dispensario de cannabis terapéutico de Estados Unidos que sirve a más de 94.000 pacientes. Este centro desarrolla su actividad dentro de un clima de opinión hostil y vive bajo un permanente escrutinio de las autoridades americanas que cuidan celosamente que el centro no traspase los límites de la legalidad. Una historia contada en primera persona por sus protagonistas y que refleja la crudeza y realismo con que se lleva a cabo la actividad diaria en un centro como Harborside. El hombre detrás de este proyecto, Steve DeAngelo, fundador y director ejecutivo, trabaja con el objetivo de servir el mejor producto posible a su diversa y extensa clientela, pacientes recetados con cannabis para aliviar sus dolores en procesos terminales.

Discovery MAX se adentra en la batalla sin descanso que Steve y su familia libran por mantener abierto su negocio, a pesar de incrementos desorbitados de los impuestos, mientras que intentan redefinir la imagen pública de la marihuana como sustancia medicinal (mediante estudios, investigaciones y aplicaciones de los usos terapéuticos del cannabis), en lugar de como estupefaciente y droga. “No se puede enfocar la historia desde una perspectiva más real que esta”, afirma Nancy Daniels, vicepresidenta ejecutiva de producción y desarrollo de Discovery Channel.

DiscoveryMax.

Los dispensarios de marihuana, en pie de guerra en California

En California, los locales de venta de marihuana se han convertido en escenario de una pulseada entre el gobierno de Estados Unidos y la comunidad de consumidores de la yerba con fines medicinales.

Decenas de dispensarios han sido forzados a cerrar, en una avanzada de las autoridades federales sobre un negocio hasta ahora regulado por leyes estatales.

Por carta, los ocupantes de los locales recibieron órdenes de clausura, so pena de ser sometidos a un proceso judicial por estar en violación de normativas federales. Con el ultimátum cumplido la semana pasada, muchos han cerrado sus puertas.

«Nosotros cerramos después de que amenazaran a quien nos alquila el local con hasta 40 años de cárcel por propiciar la venta de drogas peligrosas, cuando nosotros sólo vendíamos bajo receta. La realidad es que tenemos miedo», relató a BBC Mundo Charley Pappas, responsable del dispensario Divinity Tree de San Francisco.

«El mayor problema es que el gobierno llegó a la Casa Blanca diciendo que iba a respetar las leyes que habían sido aprobadas por las legislaturas estatales. Esto ha cambiado en las últimas semanas. Cada día que voy a trabajar, no sé si a la noche volveré a casa o terminaré en una prisión. Y fue sin aviso y a mansalva, sin distinguir a dispensarios que estamos establecidos desde hace mucho tiempo», agregó Steve DeAngelo, dueño de Harborside Health Center, el más grande del país, con más de 90.000 miembros registrados.

En 1996, California fue la primera juridicción en Estados Unidos en aceptar el cannabis como medicina, reconociéndole propiedades paliativas para enfermedades como cáncer, glaucoma, artritis y diversos cuadros terminales. Hoy otros 15 estados más el distrito de Columbia permiten el acceso a la yerba para pacientes que puedan certificar sus necesidades mediante orden médica.

Jurisdicción federal

Sin embargo, según la ley federal, la posesión o distribución comercial de la droga siguen considerándose ilegales. Su cultivo también está penalizado, salvo que sea para uso personal.

Los fiscales nacionales han justificado la avanzada sobre los dispensarios diciendo que la mayor parte de la industria está alimentada por «ventas ilegales a gran escala». Según estadísticas de la Agencia Antinarcóticos, 72% de las plantas de cannabis decomisadas en el país en el 2009 provinieron de California y, en los últimos dos años, «ha habido una explosión en la producción» en este estado.

«Las ganancias extraordinarias de muchos locales de marihuana han generado un frenesí en la expansión y el marketing… Estos negocios están más interesados en maximizar sus ganancias que en tratar a personas gravemente enfermas», señaló el fiscal californiano, Benjamin Wagner, en un comunicado recibido por BBC Mundo.

Según Wagner, los operativos están así orientados contra operaciones comerciales de marihuana y no son un ataque contra los pacientes que la consumen. «Hasta que nos ordenen lo contrario –señaló- continuaremos haciendo cumplir las leyes antinarcóticos federales».

La operación tomó por sorpresa a muchos, después de que el presidente Barack Obama prometiera durante su pasada campaña que no avanzaría sobre lo que cada estado hubiera decidido en torno al uso médico de la yerba.

Al mismo tiempo, una decisión judicial en California dejó abierto el camino para que los distintos distritos tomen resoluciones por cuenta propia. Así, por ejemplo, el condado de Santa Bárbara decidió hace unos días prohibir por completo la operación de negocios a la calle.

«Los pedidos de dispensarios de instalarse en el condado generaron preocupación en la población. Hemos hallado problemas de cumplimiento de regulaciones por parte de algunos que están funcionando y no se va a considerar ningún pedido de inaugurar un negocio nuevo», explicó a BBC Mundo Doreen Farr, integrante del consejo de supervisores de Santa Bárbara.

En espera

Obligados a acatar las restricciones, los dueños de los dispensarios ansían que el cese de operaciones sea sólo un compás de espera: varios han presentado recursos de amparo ante la Justicia, con el respaldo de organizaciones no gubernamentales.

«Por mucho tiempo, el estado federal no interfirió aunque tuviera el poder de hacerlo. En los últimos 15 años, los estados han tenido libertad de implementar sus proyectos de ley sobre marihuana medicinal, por eso es inaceptable la ofensiva extrema que han lanzado ahora y nosotros lo llevamos ante la corte federal: necesitamos una respuesta política», dijo a BBC Mundo Keith Stroup, asesor de la Organización Nacional para la Reforma de las Leyes sobre Marihuana (NORML, en inglés), un lobby que defiende los intereses de los consumidores de cannabis.

En California, señala el abogado de NORML, las leyes avalan el uso medicinal de la marihuana y las requisas atentan contra la décima enmienda constitucional, que defiende el principio del federalismo y entrega competencias a los estados en todo aquello que no quede expresamente bajo la órbita del gobierno central.

«La decisión de a quién controlar corresponde a las autoridades locales, y los hechos muestran que la mayoría de las redadas se han hecho contra dispensarios que funcionan legalmente y tienen un historial impecable», consideró ante BBC Mundo Kris Hermes, portavoz de Americans for Safe Access, un grupo que promueve el uso médico y la investigación en torno a esta droga.

Según los datos que manejan, en California existen unos 1.000 dispensarios que sirven a más de 500.000 pacientes: casi 2% de la población total de la región.

Cooperativas

Para conseguir su habilitación, estos centros de distribución debieron cumplir con una serie de normas, como las de funcionar sin fines de lucro o bajo el modelo de cooperativas, en las que los pacientes pueden comprar sólo marihuana cultivada por otros miembros del colectivo.

Cualquier residente del estado puede recurrir a un médico que, si lo considera, certificará que necesita utilizar la yerba por cuestiones de salud.

«Tenemos mucho control de quiénes son nuestros pacientes registrados, medidas para evitar la reventa (como no vender una prescripción para un individuo fraccionada en partes) y tenemos una buena relación con los vecinos y la policía, que quiere que estemos funcionando porque de lo contrario tendrían que vérselas con un incremento del tráfico ilícito», aseguró a BBC Mundo Lynnette Shaw, dueña de uno de los dispensarios más antiguos del estado, el Marin Alliance de Fairfax.

Los que encabezan la cruzada a favor de la marihuana medicinal consideran que los mayores perjudicados serán los pacientes.

«El cannabis hace una gran diferencia para mi supervivencia, para paliar los efectos de las medicinas que tomo, para comer sin náuseas, para poder dormir… Si nos quitan la medicina, ¿qué se supone que vamos a hacer? Nos están mandando de vuelta a las calles, donde no sabemos qué es lo que estamos comprando», indicó a BBC Mundo Richard Kearns, quien padece SIDA, tiene un pronóstico de vida de dos años y permiso oficial para usar regularmente la sustancia.

Recreación prohibida

Pero lo cierto es que hacerse de una tarjeta de paciente no resulta difícil, con un repertorio de médicos que ha visto en ello una oportunidad de lucro y con locales de distribución que «hacen la vista gorda», según reconocen. En una visita a un dispensario de Los Angeles, BBC Mundo fue referido «a un doctor que certifica sin hacer preguntas», según el administrador del lugar, que se negó a ser identificado.

«Yo la conseguí fácil. Me hace bien, no me puedo considerar una paciente aunque tampoco diría que la uso indebidamente. Sí, cierto que no es lo que dice la ley…», reconoció Marybeth, una puertorriqueña clienta del lugar, que pidió reserva del apellido.

El uso recreacional no autorizado de la droga ha sido uno de los problemas por los que los dispensarios han quedado en la mira del gobierno. Aunque, para los voceros de los locales, la cuestión excede su responsabilidad.

«Nosotros controlamos que todos tengan recomendación médica y los hacemos unirse a la cooperativa. ¿Que hay médicos inescrupulosos y gente que consigue la recomendación sin necesitarla? Seguro. Pero no es cuestión de los dispensarios dilucidar quién tiene necesidad médica y quién no», indicó DeAngelo.

La disputa es parte de un debate de larga data en torno al cannabis, en el que algunos propician controles mayores y, en el otro extremo, están quienes abogan por la despenalización lisa y llana.

Por el momento, lo que ha ocurrido en California ha adquirido estatus de «política de salud pública fallida» –según un informe reciente de la Asociación Médica estatal- y todos coinciden en que difícilmente vaya a alcanzarse pronto un consenso que saque al cannabis del ojo de la tormenta.

Visto en BBC Mundo.

[California] Asociación médica insta a legalizar marihuana

La Asociación Médica de California urgió hoy a legalizar el consumo de la marihuana para remediar conflictos entre leyes estatales y federales.

El presidente de la Asociación, a la que pertenecen unos 35 mil médicos en California, James Hay, señaló que los especialistas se encuentran en una posición muy incómoda entre ambas jurisdicciones, con leyes que se contradicen entre sí.

“Por un lado la ley de California nos dice que recetemos la mariguana a quienes la necesiten, pero por el otro la ley federal nos dice que, si lo hacemos, estamos violando la ley”, indicó Hay.

Se estima que en California hay unos 90 mil pacientes que consumen habitualmente marihuana con base en una ley aprobada en 1995, que entró en vigor un año después, según la Asociación Nacional por la Legalización de la Marihuana (Norml).

Luego de que California aprobó en elecciones esa ley, la Proposición 215, otros 15 estados aprobaron sus respectivas versiones de la legislación.

Este mes los cuatro procuradores federales en California advirtieron conjuntamente que los “dispensarios” o centros de distribución de la droga con fines terapéuticos tienen 45 días, hasta mediados de diciembre, para suspender sus operaciones o enfrentar sanciones.

La procuradora para la frontera de California con México, Laura Duffy, informó que las operaciones de distribución y venta de la droga violan las leyes federales estadounidenses.

La Asociación Médica de California opinó que legalizar el consumo de la droga permitirá realizar mejor los estudios para determinar si la marihuana en realidad tiene propiedades terapéuticas.

Hay comentó que los médicos californianos quedan incómodamente en medio del conflicto de leyes y jurisdicciones con relación al consumo médico de la droga.

Críticos del consumo de la marihuana opinan por su parte que la ley que originalmente aprobó el consumo de la droga para enfermos terminales con síntomas insoportables, facilita el consumo del enervante incluso contra el estrés o migrañas.

Visto en El Diario de Ciudad Victoria (Se ha eliminado el enlace por posible malware en la página enlazada).

La proposición 19 no ha salido adelante

Los votantes de California rechazaron por un ajustado margen la legalización del cultivo y consumo de la marihuana en aquel Estado. A falta de los resultados oficiales y, según las proyecciones proporcionadas por la cadena CNN, un 57% de los votantes votó en contra de la llamada Proposición 19 , frente al 43% que lo hizo a favor. Este escaso margen refleja una tendencia que afecta a todo EE UU: según un reciente sondeo de la consultora Gallup un 46% de los votantes del país está a favor de legalizar el cannabis. Los defensores de esa regularización, que se gastaron más de tres millones de dólares en campañas publicitarias, argumentaban que hubiera sido una forma efectiva de luchar contra el tráfico de drogas y de crear una novedosa forma de negocio y recaudación de impuestos.

Visto en El País.

Prop 19 California – Vídeo de Al Jazeera, 25 minutos

Reblogueo este vídeo que ha enviado Trasgoverde al Gabinete.

Mientras Al Jazeera dedica un reportaje de 25 minutos al referendum de California, Cuatro, La Sexta, Telecinco y demás, siguen a por uvas -o emitiendo basura antidroga 24/7.

Habrá que emigrar a Qatar, donde los periodistas hacen mejor su trabajo que aquí.

Iniciado por trasgoverde
Salen unos buenos cultivos de geneticas del otro lado del charco, y explican lo que va a pasar cuando se legalice en California, estamos ante un hito que se va a extender por toda norteamerica como la polvora, esperemos que se contagie a Europa

Visto en el CannabisCafé. Gracias DDAA.

Proposición 19 (California – Marihuana)

La Proposición 19, también conocida como el Decreto 2010 para la regulación, control y fiscalización del Cannabis, es una proposición electoral de California que tendrá lugar el 2 de noviembre del 2010 en las elecciones estatales de California. Trata sobre la legalización de varias actividades relacionadas con la marihuana, permitiendo a los gobiernos locales la regulación de dichas actividades y permitiendo la imposición y recaudación de tasas e impuestos, así como la autorización de diversas sanciones penales y civiles.

La marihuana quiere ser legal

California evalúa convocar un referéndum para permitir su consumo libre – Calcula que recaudaría 730 millones de euros en concepto de impuestos.

No es extraño que en California que andan muy mal de dinero público intente legalizar la venta de marihuana con la cantidad de dinero que puede dejar a las arcas públicas sólo en impuestos, a esto habría que añadir a las empresas electricas, de semillas, agricultores…

La noticia en el diario El País.

Una vez más, California se pone al frente de los cambios en EE UU con una petición firmada por más de 700.000 votantes para que en la próxima elección de noviembre el electorado decida sobre la legalización de la marihuana.En California, aun cuando la marihuana es legal para usos médicos, su uso recreativo está penado. La «iniciativa», según el lenguaje legislativo-electoral californiano, es vista con gran interés por el resto del país, pues podría extenderse, particularmente cuando hay ya 14 Estados en los que su consumo médico es legal. «Más de la mitad de la población apoya la legalización», asegura Keith Stroup, abogado y fundador de la Organización Nacional para la Reforma de las Leyes sobre Marihuana (Norml).

Al margen de si se aprueba la iniciativa -todavía hay que comprobar la validez de las firmas-, lo que está claro es que la percepción del uso de esta planta ha cambiado. «La mitad de la población adulta ha experimentado con marihuana», calcula Stroup. Igual de importante es la actual crisis financiera y la nueva actitud ante la marihuana de la Administración de Obama. «Muchos legisladores y el público se han dado cuenta de que no sólo no es una amenaza, pues es menos dañina que el alcohol y el tabaco, sino que además puede ser una fuente de ingresos», señala Mike Meno, de la organización Marijuana Policy Project.

En California, donde se ha vivido una seria crisis presupuestaria que ha obligado a realizar severos recortes, no es fácil descartar la idea de obtener millones de dólares en impuestos por las diversas actividades en torno a la marihuana. Un análisis oficial revela que con un impuesto de 50 dólares (37 euros) por onza (28,3 gramos), el Estado obtendría alrededor de 1.000 millones de dólares anuales (730 millones de euros), cifra que, aunque los críticos consideran inflada, sigue siendo significativa. Se calcula que la marihuana cultivada en California tiene un valor de 14.000 millones de dólares al año. Su comercio en EE UU mueve unos 113.000 millones de dólares anuales (unos 83.000 millones de euros).

La nueva actitud del Gobierno de Obama tiene que ver con la decisión del Fiscal General de no perseguir a quienes consumen marihuana por motivos médicos. Aunque su uso médico es legal en 14 estados, a nivel federal sigue siendo delito su cultivo, posesión y consumo. Durante la Administración Bush, con frecuencia se detenía a gente y la policía irrumpía en sitios donde se distribuía marihuana médica.

«Ahora hay un mensaje de mayor permisividad», señala Tom Ammiano, asambleísta estatal en California y autor del último proyecto de ley para legalizar y gravar la droga. El proyecto no llegó a tiempo al pleno de la legislatura, pero por primera vez se aprobó en comité.

La reciente decisión de la ciudad de Los Angeles de reducir el número de lugares donde se dispensa marihuana por prescripción médica es vista como positiva por quienes piden la despenalización. «El mensaje que se envía es que se va a regular su uso médico como algo legal y abierto», explica Steven Gutwillig, de Alianza para Politicas de la Droga.

No todo el mundo está a favor de su legalización. Además de los políticos, que en su mayoría temen que se les tilde de blandos ante el crimen, quienes principalmente se oponen son las asociaciones de policías y grupos de médicos, jueces y líderes pro familia. Sus argumentos son que perjudicará a la juventud, que habrá más accidentes de tráfico y que los carteles de la droga controlarán una industria legal. «Con todas las muertes en carretera, ¿qué hay de bueno en añadir legalmente otra sustancia que altera la mente?», dice John Lowell, portavoz de varias asociaciones de policía.

Los activistas en pro de la legalización confían en haber pasado página: según las encuestas, el 56% de los entrevistados está a favor de la despenalización de la marihuana para usos recreativos.

Los enfermos podrán cultivar las plantas o comprar el cannabis que deseen

No es un titular con el origen de la noticia en España. Se ha logrado en el estado de California.

El Tribunal Supremo de California ha eliminado todos los límites al cultivo y la tenencia de marihuana para uso médico de pacientes en una esperada sentencia emitida el jueves por la noche (madrugada en España) y que se aprobó de forma unánime. Desde ahora, los enfermos que sean autorizados por sus médicos a usar cannabis para mitigar su dolor podrán cultivar tantas plantas o comprar tanta marihuana como deseen.

Al menos podrán cultivar sin ser perseguidos, buen avance hacia la normaliación, si se cumple.

Si a la marihuana medicinal en EE.UU.

La Administración Obama ha confirmado que no proseguirá con la ofensiva del presidente Bush en contra el consumo y comercio de marihuana con fines medicinales permitido ya por 14 Estados de la Unión, con California a la cabeza.
De acuerdo a las directrices publicadas por el Departamento de Justicia, agentes y fiscales federales no dedicarán sus limitados recursos a la persecución de las personas vinculadas de forma legítima con estas actividades.

No obstante, el gobierno federal sí que procederá contra las tramas que abusan y explotan las dispensas estatales para aliviar el sufrimiento de graves enfermos.

Con advertencias de que esta nueva prioridad no debe interpretarse como una legalización encubierta de los «porros». El tráfico ilícito de marihuana en Estados Unidos es considerado todavía como la mayor fuente de ingresos para las violentas narco-mafias que operan en México.

Vía: ABC

Schwarzenegger acepta debate para legalizar la marihuana

Igual se dan cuenta de las propuestas económicas que se están generando en otros países al normalizar la venta de Marihuana.

El Gobernador de California, Arnold Schwarzenegger, dijo el martes que está dispuesto a debatir la propuesta de legalizar y poner un impuesto a la marihuana, lo que a juicio de algunos podría dar una nueva y lucrativa fuente de ingresos para el estado.

El Gobernador republicano, cuyo mandato culmina a fines del próximo año, fue consultado respecto a la idea de tratar a la marihuana como al alcohol durante una reunión en el norte de California sobre cómo prevenir los incendios forestales.

«No, no creo que sea el tiempo para ello, pero creo que es tiempo para un debate», sostuvo el Gobernador.

«Pienso que deberíamos estudiar cuidadosamente lo que otros países que han legalizado la marihuana y otras drogas están haciendo, qué efectos han tenido en esas naciones y si están felices con esa decisión», añadió.

El otrora actor de Hollywood, quien admitió haber fumado marihuana en el pasado, citó a su Austria natal como un país donde «quieren deshacer algunas de las decisiones que fueron hechas en países europeos», explicó.

Schwarzenegger dijo que la decisión de legalizar la marihuana, que ha estado prohibida en Estados Unidos desde 1937, no debiese tomarse únicamente en la base del aumento de ingresos.

Los comentarios del Gobernador surgen días después de que una encuesta estatal revelara que un 56 por ciento de los votantes en California apoyan la idea de legalizar la venta de la cannabis para su uso recreativo y colocar impuesto a las recaudaciones.

Una propuesta presentada al congreso estatal por el legislador local Tom Ammiano, un demócrata de San Francisco, permitiría eso- ventas de marihuana autorizadas con impuestos a los adultos, mientras que se prohíbe la venta o la posesión a cualquiera menor de 21 años.

Ammiano ha dicho que su propuesta podría generar ingresos por sobre los 1.300 millones de dólares en impuestos para el estado, que enfrenta multimillonarias pérdidas presupuestarias.

Los Votantes en California, el estado más poblado del país, fue el primero en aprobar el uso de la marihuana para uso medicinal en 1996, colocando al estado en aprietos con la ley federal.

(Editado en español por Ricardo Figueroa)

Vía:  Reuters América Latina

Sorprendido por Schwarzenegger

Cada día me sorprende más este actor-político e sus declaraciones.

 

Aquí un ejemplo:

 

Schwarzenegger no considera la marihuana una droga y admite haberla consumido


El gobernador de California, Arnold Schwarzenegger, confesó en una entrevista en la edición británica de la revista ‘GQ’ que nunca había tomado drogas porque no considera que la marihuana ‘sea una droga’.

Schwarzenegger, que aparecía fumando un cigarrillo de marihuana en el documental ‘Pumping Iron’ de 1970, ha admitido haber consumido marihuana durante los años 70, algo que considera ‘simples hojas’ y no una droga. ‘Mi única droga era el levantamiento de pesas’, afirmó a la revista, que anunció que ofrecerá todas las declaraciones en su edición de diciembre.

El gobernador californiano rechazó además condenar a aquellos políticos que declinaban a responder a las preguntas referentes al uso de drogas, ya que el trabajo de un político es ‘el de conseguir lo mejor para los ciudadanos, sin importar las pastillas para dormir que toma cada noche’, señaló.

En la misma entrevista, el dirigente también se refirió a Tony Blair como ‘uno de los grandes líderes de la Historia’ junto a Nelson Mandela, John Fitzgerald Kennedy, Ronald Reagan y Mikhail Gorbachov. Acerca de la posibilidad de incluir en la misma lista al actual presidente de Estados Unidos, Schwarzenegger se limitó a decir que era ‘un gran aficionado de su padre y considero que Bush hijo ha hecho algunas cosas buenas y otras malas’, concluyó.


Vía: Terra